La Debauche Nevermore Imperial Stout: eso es todo, y nada más

Teníamos marcada esta Nevermore para consumir a la más pronta ocasión, pero la ocasión no surgía y así seguía tan preciosa botella en la oscuridad del armario.  Había de ser de ese modo, porque algunas birras (si no todas) demandan el momento adecuado, el escenario preciso.  Ésta demandaba calma y nocturnidad, una noche fresquita y ociosa, una peli tranquila, el espíritu reposado y en paz con los dioses de la birra.  Por fin se dio recientemente tal conjunción de circunstancias, y tras fugaz paso por nevera abrimos nuestra apreciada botella de La Debauche Nevermore y vertimos cuidadosamente su contenido en un shaker…

Nevermore es una Imperial Stout de 9,5º que indica en la etiqueta “roble americano”.  No especifica si está añejada en barrica o aderezada con virutas de roble.  Lo cierto es que estos franceses de La Debauche, aparte de elaborar excelentes birras y de presentarlas primorosamente, tampoco se entretienen mucho en explicaciones.  Se presenta negra, opaca, con suntuosa corona de espuma beige de esas que dan ganas de meter cuchara.  El aroma comienza suave y sobrio, sugiriendo chocolate, café, capuccino, madera, vainilla, un leve punto ahumado y otro lejano licoroso.  En boca sigue una gama similar, pasando del dulzor inicial, tras un breve amago de acidez, hacia el final suavemente torrado y licoroso.  Se siente achocolatada y avainillada durante todo el trago, también elegante, pues siempre parece susurrar más que gritar.  Debe ayudar sin duda el cuerpo oleoso y espeso que despliega.  Nos pareció que según iba templando, notábase aún más densa, más potente y licorosa, pero estaba tan rica y bebible que no le dimos tiempo a confirmarlo.

la-debauche-nervermore-imperial-stout_3.jpg

Nombre, ilustración y contraetiqueta remiten al poema The Raven, de Edgar Allan Poe.  Aquí dejamos la traducción del fragmento en cuestión, extraída de la adaptación al castellano de Julio Cortázar:

Y el Cuervo nunca emprendió el vuelo.
Aún sigue posado, aún sigue posado
en el pálido busto de Palas,
en el dintel de la puerta de mi cuarto.
Y sus ojos tienen la apariencia
de los de un demonio que está soñando.
Y la luz de la lámpara que sobre él se derrama
tiende en el suelo su sombra. Y mi alma,
del fondo de esa sombra que flota sobre el suelo,
no podrá liberarse. ¡Nunca más!

Anuncios

Un comentario sobre “La Debauche Nevermore Imperial Stout: eso es todo, y nada más

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: